La administración como escorpión sin aguijón

delaJusticia.com

Suele decirse que la mejor defensa es un ataque. Sin embargo en lo contencioso-administrativo solo cabe repeler el ataque pero sin contraataque. O sea, la administración ha de actuar como luchador de aikido, arte marcial que usa la fuerza del atacante en contra de él mismo, y así sacarlo de equilibrio para derribarlo y dejarlo fuera de combate sin lastimarlo.

En cambio, en los pleitos civiles la administración puede actuar como un experto en taekwondo donde valen golpes y patadas para tomar la iniciativa.

Viene al caso para evidenciar la singularidad procesal contencioso-administrativa, que no siempre conocen los novicios, y es que no cabe reconvención como es propio del ámbito civil. Aunque todo admite matices… 

Ver la entrada original 379 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s